27.3.16

Enrollados azucarados


El domingo toca horno, o al menos hasta que haga un calor asfixiante (que por aquí no creáis que nos falta demasiado...) y encenderlo sea meterte en la sauna o masoquismo puro y duro!

Así que mientras pueda disfrutar de esas masas levadas lentamente por hacer una temperatura "adecuada" para la levadura, el olor que se queda en la casa después de hornear y lo mejor de todo: El saber lo que como sin meterme grasas, azúcares y conservantes industriales que no me hacen ninguna falta ni ningún bien... ¿Necesitáis más motivos?  ¡A hornear se ha dicho! ;D


No es que venga en plan mandona, no os vayáis a creer! Es que creo que el esfuerzo bien merece la pena y además, una vez que le pillas el tranquillo (es práctica, como todo) se convierte en un auténtico vicio.



Vamos con la receta,

INGREDIENTES (para 12, a mi me han salido 15 porque he cogido porciones más pequeñitas)

- 2 huevos M (si son más grandes no pasa nada, solo habrá que reajustar un poco la harina)
- 550gr de harina de fuerza (usar más o menos dependerá de la absorción de la harina)
- 180gr de leche (en reposteria, a poder ser entera)
- 120gr de mantequilla (se puede cambiar por la misma cantidad de margarina o por 100gr de aceite, pero la textura y el sabor no es el mismo)
- 80gr de azúcar (si sois golosos, más cantidad)
- 25gr de levadura prensada (si tenéis tiempo para dejarla levar tranquilamente, usad solo 15gr)
- 1 cuch. de azúcar vainillado (o vainilla en pasta o esencia de vainilla)
- Mantequilla derretida para pintar (se puede pintar con huevo batido también)

*Fuente de inspiración: Masas con thermomix


PREPARACIÓN

- Ponemos en el vaso la mantequilla junto con la leche y lo calentamos 5 minutos, 37º y vel. 1.Si tenemos la leche a temperatura ambiente y la mantequilla la hemos sacado un par de horas antes de la nevera, con unos tres minutos habrá suficiente. Si usamos aceite (hay que tener en cuenta que el de oliva dejará más sabor en la masa) con un par de minutos sobra.
*Muchas margarinas cuando se deshacen quedan como a grumitos, no os preocupéis que eso es normal y cuando se mezcle todo queda bien. Aún así, no soy partidaria de la margarina ni en cocina y menos aún en repostería a menos que haya alguna intolerancia a la lactosa que entonces sí, claro. Pero esto ya es mi opinión personal, yo os dejo las alternativas que conozco...


- Añadimos la levadura fresca y mezclamos 6 segundos a vel. 5. *Si la levadura es seca liofilizada, se añade junto con la harina. Aquí se me pasó hacer foto.

- Ponemos el azúcar y el azúcar vainillado, los huevos, la mitad de la harina y programamos 15 segundos a vel. 5.



- Incorporamos el resto de la harina y volvemos a mezclar a la misma velocidad otros 15 segundos más.

- Programamos 2 minutos a vel. Espiga o hasta obtener una masa homogénea y sin grumos. Queremos que nos compacta pero no dura, sino los bollitos quedarán como piedras. La textura es la de la foto de abajo, se despega de las paredes pero sin soltarse como puede ser una masa de pizza por poner un ejemplo.



- Dejamos reposar dentro del vaso o hasta que doble su volumen o en una ensaladera grande. Untamos la ensaladera con aceite y nuestras manos también para sacarla sin dificultad.

*En el vaso parece que la masa va a ser imposible de trabajar, pero nada más lejos de la realidad! Con las manos untadas en aceite es fácil de sacar y queda una masa elástica muy facilita. Tapamos con film transparente y dejamos levar hasta que doble su volumen, entre 30 minutos y 2 horas ya que depende de la temperatura de la habitación y de la cantidad de levadura que le hemos añadido.
*Las masas con grasa (leche, mantequilla...) pesan más y tardan más tiempo en levar, aún así, la espera merece la pena y el sabor que coge con una fermentación lenta a mi me parece mucho mejor.


- Aquí ya levada. Nos volvemos a untar las manos con un poco de aceite y la trabajamos un poco más para deshincharla.


- Colocamos la masa en la encimera untada con un poco de aceite y la dividimos en 12 o 15 trozos de masa iguales (entre 45 y 60gr está bien). Vamos precalentando el horno a 200º.


- Formamos tiras de unos 20cm y  las doblamos y enrollamos como si hicieramos nudos. Ya los vamos colocando sobre el papel vegetal y la bandeja de horno o, como en mi caso, sobre una bandeja normal y luego trasladarla con cuidado a la bandeja de horno (la tenía ocupada...)  Tapamos y dejamos levar hasta que doble su volumen.


- Metemos la bandeja en el horno precalentado a 200º y cocemos durante unos 8-10 minutos a esa misma temperatura.

- Sacamos la bandeja del horno y estando aún calientes los pintamos con la mantequilla y si queremos los espolvoreamos con azúcar.
* Si preferimos pintarlos con huevo en vez de con mantequilla, lo tenemos que hacer antes de hornearlos. La mantequilla los deja más blanditos mientras que el huevo más brillantes y un poco más crujientes, a mi para estos me gusta más con mantequilla.


Y ya listos para que vuelen!! No hace falta darles esta forma, los podéis dejar con forma de bollitos, de panecitos o simplemente amasar la masa, darle la forma de un molde tipo plum cake, hacer el segundo levado ahí, pintar con huevo o no pintar y luego al sacarlos pintar con mantequilla y tenéis un pan dulce de desayuno delicioso. Aquí el tiempo de horneado serán unos 25 minutos más o menos. Opciones hay mil y todas fantásticas!


Mirad qué miga!!!! Podáis añadirle en el primer paso junto con la leche y la mantequilla una cucharada de glucosa de la que venden, azúcar invertido o simplemente una cucharada de miel. Hace que aguante mejor la humedad y os dure más tiempo tiernos.

*Sobre el azúcar: en mi casa con 50gr y sin espolvorear antes o después de hornear va bien, pero porque no nos gustan las cosas muy dulces o, en todo caso, me gusta acompañarlos con una onza de chocolate o untados con mantequilla y mermelada... La cantidad media sería 80gr y luego espolvorear, a partir de ahí probad las modificaciones que queráis y quedaros con la que más os guste.

*Sobre la leche: Podéis usar vegetal, desnatada, nata en vez de leche, buttermilk.... Aquí tomamos desnatada pero siempre tengo algún brick de entera para la repostería, otra opción que uso mucho es añadirle una cucharada sopera de leche en polvo en caso de que la leche sea desnatada.


Creo que ya no me dejo nada en el tintero, poco más y os cuento la Biblia en verso jejeje Ahora a disfrutarlos que nos los hemos "ganao"


Un besazo y espero que os gusten!

24.3.16

Roscos de naranja


Me encanta cocinar, pero creo que después de tantos años por aquí eso ya lo sabréis más que de sobra...

También sabréis que tengo predilección por los postres y todo lo que sean masas, os aseguro que me encantaría tener el mismo entusiasmo por los platos salados, pero me "divierte" más lo otro y además, por nuestros horarios laborales entre semana la hora de comer es un poco caos y solemos tirar de platos muy habituales o ya cocinados de antemano (caseros pero congelados por raciones, claro).

Total, que hoy comienzo las vacaciones y lo quiero celebrar con todos vosotros con unos rollitos o roscos o como lo llaméis por vuestra tierra, que están para comenzar y terminártelos todos.


Os voy a poner la receta tal cual y luego el mogollón de cambios que le he hecho... Siempre aconsejo seguir la receta original y a raíz de ese resultado ir variando a vuestro gusto, pero eso ya lo dejo a vuestra elección.


Vamos con la receta,

INGREDIENTES

- 3 huevos (en mi caso uso tamaño L)
- 125gr de zumo de naranja natural (yo pelé dos naranjas chiquititas y me pesaron 170gr) Aprovecharemos también la piel!!
- 125gr de aceite de oliva (donde vamos a freír la piel)
- 250gr de azúcar (210gr)
- 750gr de harina de fuerza (puse 500 de fuerza y 250 normal)
- 1 cucharadita pequeña de bicarbonato
- 1 yema de huevo para pintar

Aquí os dejo otra receta de rollos de naranja que están de muerte también. En este enlace.

PREPARACIÓN

- Lavamos bien una naranja, la pelamos sin que tenga apenas rastro de lo blanco para que no nos amargue. Ponemos el aceite en una olla o en una sartén pequeña y cuando esté muy caliente añadimos la piel, vajamos el fuego y lo tenemos unos minutos para que coja el sabor de la naranja. Apagamos y dejamos enfriar así.


- Os confieso que JAMÁS he visto una receta de rollitos que diga de poner la naranja entera, pero mira, yo y mis inventivas... El caso es que eran naranjas caseras, muy dulces y chiquititas y quise hacer el invento. Las puse en el vaso de la thermomix, las pesé y las trituré.
*El paso original sería exprimir un par de naranjas.


- Aquí no me la jugué poniendo tooooda la naranja exprimida jejeje, pesé 125gr y eso le eché, junto con los 3 huevos y el aceite que lo tenéis que poner frío o tibio en todo caso pero caliente nunca. Batimos unos 20 segundos a vel. 3 hasta juntarlo todo bien.
*El resto de naranja bien te sirve para tomártela así o para otra preparación. Lo puedes congelar en una bolsa de congelación y así ya lo tienes para un bizcocho por ejemplo.
*El azúcar se añade en el otro paso en la receta, yo prefiero añadirlo aquí porque al batir me da la sensación de que se deshace mejor.


- Añadimos la hraina, el bicarbonato y el azúcar en caso de no haberlo puesto en el paso anterior. Programamos 1 minuto a vel. espiga.


- Tiene que quedar  una consistencia blandita, pero que se despegue con facilidad de las paredes. El tema de la harina pues va a depender del tipo de la harina así que si lo véis muy líquido, a cucharadas le vais añadiendo hasta que tenga una textura manejable.


- Ponemos la masa en un bowl untado con aceite y tiene que quedar con esta consistencia más o menos. Si queréis trabajarla más fácilmente, la podéis guardar en la nevera media horita tapada con un film transparente para que no haga costra.
- Precalentamos el horno a 180º.


- Con la encimera bien limpia y con un poquito de aceite y con las manos untadas con aceite también, vamos cogiendo porciones de masa, hacemos rulitos y unimos los extremos. Los vamos dejando sobre una bandeja de horno cubierta con un papel vegetal.


- Los pintamos con la yema de huevo.


- Los horneamos a media altura o una balda más baja que media altura a 180º hasta que veamos que se han dorado. Suele tardar entre 25-40 minutos, dependerá del horno, así que a partir de los 20 minutos hay que ir asomándose a ver cómo van.
- Se dejan unos minutos antes de cogerlos y se pasan a una rejilla hasta que enfríen por completo.


Y aquí el resultado final.


Quedan buenísimos y mojados en té o en leche es la merienda perfecta jejeje Bueno, para mi!


Darles una forma pareja a todos no es sencillo jejeje Pero es lo que tienen las cosas caseras que cada una te sale como te sale ;P


¿Y qué me decís del bocado?!!!!


Un besazo y disfrutad del día!

21.3.16

Crema de pimientos del piquillo


Menuda cremita rica y fácil que os dejo hoy!!! Además, con el tiempo que está haciendo apetecen cosas calientes y un platito así como entrante o como cena os aseguro que sienta de maravilla.


Además, pare mi resulta muy especial ya que la receta me la dio de su puño y letra Esmeralda, una compi de un cole en el que trabajé hace unos años y del que guardo muy buenos recuerdos tanto de mi paso por allí como de mis compañeros.


Vamos con la receta, (en mi caso hecha con thermomix)

INGREDIENTES

- 1 Cebolla grande
- 2 patatas
- 1 lata de pimientos del piquillo (240gr)
- Un poco de nata de cocinar
- 40gr de aceite
- 1 pizca de sal
- 1 pizca de pimienta
*Para servir: Pitacostes, nata, perejil picado...



PREPARACIÓN

- Picamos la cebolla, añadimos el aceite y lo sofreímos 5 minutos, 100º a vel. 2.


- Pasado ese tiempo, o cuando veamos que la cebolla está transparente si lo hacemos en una sartén, añadimos las patatas a dados y seguimos cocinando 5 minutos más con los mismos valores.


- Añadimos unos 3 vasos de agua (630gr) y seguimos cocinando con los mismos valores 10 o 15 minutos más, hasta que al pinchar con el tenedor esté tierna. Yo el agua se la hecho ya caliente y así no me enfría el sofrito. Así queda bastante líquida, si la queréis más espesita unos 400-500gr de agua.


- Ahora añadimos la sal, el pmiento si el líquido, la pimienta molida y trituramos hasta que quede todo uniforme.


- Así nos quedará, probamos el punto de sal y lista para disfrutar.


Está muy rica y como entrante para una comida familiar por ejemplo, la veo perfecta.


Aquí podéis ver un poquito la textura sedosa que tiene. Estos panecillos tienen un toque dulce que a mi con esta crema me encanta.


Un besazo y espero que os guste

18.3.16

Coca de llanda de calabaza grande (tamaño horno en "llanda")


Para celebrar que por fin es viernes, vengo con una de mis "cocas" favoritas. Es una receta muy de mi tierra, tradicional y que está para comerte un trocito y no parar!!

Con las cantidades que indico sale grande, pero tenéis que tener en cuenta que estas preparaciones se hornean en moldes anchos y largos pero bajo. Con lo que si queréis que quede más tipo bizcocho (más alto y en moldes ya sea tipo plum cake, redondo, rectangular...) seguirá siendo grande pero muuuucho menos. Así que no os asustéis porque ya os digo que no os van a sobrar ni las migas!!


Vamos con la receta,

INGREDIENTES

-500gr de calabaza asada
- 350gr de azúcar (reservar 50gr para espolvorear)
- 5 huevos L (han pesado 250gr)
- 180gr de aceite de girasol o de oliva suave (he puesto 120gr y 60gr de leche)
- 400gr de harina de trigo común
- 4 sobres de gasificantes blancos y 4 azules
- Azúcar (el que habíamos reservado) y canela para espolvorear
- Un puñado de nueces o pasas o ambos (opcional,, yo no le he puesto)



PREPARACIÓN

- Lo más importante es tener ya la calabaza asada (yo hago en cantidad y la suelo congelar) aquí el enlace de cómo lo hago. También podéis hervirla o hacerla en el microondas, sea como sea hay que dejarla bien escurrida.

- La ponemos junto con el azúcar y juntamos unos segundos.
- Precalentamos el horno a 180º


- Añadimos ahora los huevos y juntamos hasta espumar.

- Luego ponemos el aceite y la leche, se me pasó la foto....


- Añadimos ahora la harina, una pizca de sal y los gasificantes blancos, juntamos hasta que esté todo integrado.


- Ahora añadimos los gasificantes de color azul y juntamos suavemente o mejor aún con la espátula.
- Si le vamos a poner pasas o nueces ahora es el momento.


- Vertemos toda la preparación en el molde, el mío es el típico de llanda tamaño de horno y bajito. No sé calcularos en otro molde, pero teniendo en cuenta que este es muy bajito, con uno que ocupe como la mitad del horno y sea de unos 4 o 5cm de alto yo creo que debe de quedar bien, pero ya os digo, son suposiciones porque no lo he probado.


- Espolvoreamos con el azúcar que habíamos reservado y añadimos canela en cantidad, si os gusta, claro!


- Introducimos la bandeja en el horno precalentado a 180º y dejamos a esa temperatura durante 30-35 minutos vigilando de que no se dore en exceso y se queme el azúcar. Es poquito tiempo de horneado porque es muy bajo y se hace pronto, en uno tipo plum cake (no creo que cupiese toda la masa, pero repartida en dos moldes de ese tipo seguro) sería entre 45-50 minutos más o menos.


Y aquí tenemos nuesta coca para amenizar cualquier merienda!! Desde luego es uno de los dulces que más me gustan, queda taaaan jugosa y tan rica...


No sabe a calabaza nada de nada, pero le da una jugosidad y un color estupendo.


Un besazo y espero que os guste
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...